Calefactor cerámico digital y sus ventajas

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Cuando llegan los meses más fríos del año cualquier propietario de una vivienda se plantea si está preparado para afrontarlos de la forma más eficiente. En especial, cuando se trata de calentar casas o estancias en las que no se cuenta con una calefacción central. Los múltiples sistemas de calefacción existentes en el mercado cuentan con numerosas ventajas y desventajas, y el gusto personal también juega un papel importante a la hora de apostar por radiadores eléctricos, estufas de leña o estufas de gas, por solo citar tres sistemas para entrar en calor. En este caso vamos a hablar del calefactor cerámico y de las ventajas que ofrece.

¿Cuáles son las ventajas de este dispositivo?

Eficiencia y bajo consumo

El calefactor cerámico cuenta con la ventaja de que proporciona calor a los pocos instantes de su encendido, y además tiene un consumo bajo, en especial si se compara con las estufas eléctricas o de aceite. Muchos modelos cuentan con optimizadores de energía. Además, permite regular de forma automática la salida de aire en función de los cambios de temperatura que se vayan produciendo. El bajo consumo tiene además un colofón perfecto en la nula necesidad de mantenimiento que requiere. Tampoco requiere, como una estufa de leña o similares, del uso de combustible alguno.

Poco peso y facilidad para desplazarlo

El calefactor cerámico tiene la ventaja de que se puede trasladar con suma facilidad de una estancia a otra, ya que pesa poco y suele ocupar poco espacio, por lo que puede colocarse en casi cualquier lugar de una cocina, salón, habitación, garaje, etc. Incluyen un asa en la parte superior y son, además, muy compactos, lo que por ejemplo permite que se puedan trasladar con facilidad en el maletero del coche si se desea viajar a una casa en la que no hay calefacción.

Destaca en seguridad

La seguridad es un aspecto clave cuando se decide qué está decidiendo qué tipo de calefacción usar. En este campo los calefactores cerámicos sobresalen, ya que no utilizan combustible que pueda generar un posible incendio. Por otra parte, cuentan con limitadores de sobrecalentamiento. Además ofrecen mayor resistencia que los calefactores tradicionales debido a sus resistencias cerámicas.

Polivalentes

Otra de las ventajas de los calefactores cerámicos es que cuentan con funciones adicionales. Por ejemplo, muchos modelos se pueden usar también como ventiladores en verano. También es común que tengan un dispositivo anti-heladas, sobre todo en los modelos de gama media-alta y alta. Debido a su bajo nivel de ruido cuando están en posición de silencio, los calefactores cerámicos se pueden colocar en dormitorios y otros lugares destinados al descanso.

Leave a Comment